Vuelve el detective Max Payne, pero esta vez en versión portátil. Desde el jueves está disponible para dispositivos IOS la primera parte del juego de Remedy que marcó una época y que ahora nos lo trae Rockstar Games.

La tercera parte y primera para Rockstar está a punto de estrenarse y qué mejor manera de darle publicidad al juego que publicar la enorme primera parte para dispositivos móviles. Los nostálgicos estamos de enhorabuena.

Max Payne fue lanzado en el año 2001 para PC, PS2, GBA y Xbox. Causó furor y puso de moda el tiempo bala tanto en juegos como en películas. Quién iba a decir que once años después disfrutariamos en nuestra palma de la mano de esta obra de arte. El juego (libre de spoilers) narra la historia de un detective que de la noche a la mañana se encuentra entre la espada y la pared  viviendo al límite. Acusado de hechos que no cometió, intentará limpiar su nombre y descubrir que pasó con su familia.

El juego es tal cual se recuerda. Disparos, acción, bullet time con resolución y texturas mejoradas para HD. Tendremos un control sencillo e intuitivo. Nos moveremos usando la mano izquierda como joystick, semejante a los demás juegos del estilo. Tendremos 5 botones de acción; uno para regresar al menú, el botón de acción para por ejemplo pulsar un interruptor o abrir un armario y los otros tres serán los más usados; saltar, tiempo bala y disparar.

Una de las grandes características del juego es que nos permite colocar los botones en la posición de la pantalla que queramos para así ajustarlos a nuestro parecer. Arriba a la izquierda tendremos la salud que como es habitual está representada por el cuerpo que conforme se vaya rellenando de rojo más cerca estaremos  de morir. Si pulsamos 2 veces, usaremos un bote de analgésicos que volverá aumentar nuestra barra de vida. En la otra esquina dispondremos de las armas, al pasar de izquierda a derecha el dedo cambiaremos entre las que dispongamos y si pulsamos dos veces recargaremos.

El juego peca como en otros shooters en tercera o primera persona en conseguir una buena punteria. Tendremos que mover la pantalla con las dos manos para poder después ajustar y ejecutar el disparo, lo cual puede ser bastante complejo en algunas ocasiones o en niveles altos de dificultad. No obstante el juego tiene 3 opciones de ayuda a la puntería, viene por defecto “suave” pero si no nos encontramos a gusto podríamos usar el modo fijo que nos facilitaria mucho las cosas al apuntar automáticamente.

Podremos disfrutar también del  Rockstar Games Social Club que ya se puso de moda desde la salida de GTA IV para poder seguir las estadísticas o incluso usar trucos como saltar de nivel.

Max Payne está disponible en la APP Store para los dispositivos de Apple; iPhone 3GS, iPhone 4, iPhone 4S, iPod Touch 4, iPad 1, iPad 2 y Ipad 3. Y lo mejor de todo es que encontraremos este espléndido juego por sólo 2,39€.

¡No sé a que esperáis! antes de leer la noticia entera ya debería de estar comprado. Sobran las palabras.