Ya han pasado unos días desde el final de la E3 2012, como todos sabíamos por adelantado no iba a haber presentación de nuevo hardware por parte de las grandes a excepción de Nintendo, y en cuanto  a los juegos más o menos todos esperábamos ver imágenes de Tomb Raider, ver un poquito mas del nuevo Gears of War o vislumbrar algo mas de God of War. Ascension. Pero en general se respiraba una sensación de estancamiento.

En primer lugar vayamos a por el hardware, como todo el mundo sabía Nintendo era la única que iba a presentar nueva plataforma la WiiU, de la que hemos podido ver un poquito y tendremos que esperar hasta navidades para poder tocarla con nuestras manos. Sin embargo, aunque se sabía que ni Microsoft ni Sony iban a presentar nuevas plataformas estas convirtieron sus conferencias, sobre todo Microsoft, en presentar al mundo las novedades en cuanto a navegador e interfaz de usuario, y a mostrar algunos de los juegos mas esperados de la temporada.

Entiendo perfectamente la necesidad de estas dos compañías por alargar la vida  de sus consolas, en primer lugar porque todavía no han tocado techo, hecho que celebramos todos los jugones, y dos porque la situación económica no da mucho margen de movimiento. Pero ¿es necesario que las innovaciones en los juegos vayan acompañadas única y exclusivamente de novedades tecnológicas? Yo creo que no, la experiencia de juego esta por encima de cualquier hardware y novedad tecnológica.

Eso nos lleva al segundo punto, y que vaya por delante que me han gustado muchos juegos de los presentados en la E3 de este año, ¿no tenéis vosotros esa sensación de estancamiento? En muchos resúmenes en video de los nuevos juegos presentados este año en Los Angeles hay un gran protagonista: las explosiones. Gran parte de los juegos presentados son shooters o una variante de los mismos, ojo no tengo nada en contra de ellos porque disfruto como cualquiera pegando tiros a diestro y siniestro, pero es necesario que los juegos den un poco más de si para que la industria del videojuego crezca como tal y como texto artistico.

Hasta Watch Dogs, un juego con muy buena pinta y que se a convertido en la estrella de las conferencias, se reduce a disparar, no seria mejor que los juegos empezaran con nuevas dinámicas de juego que explotaran la experiencia de juego que fueran un poco más allá y que explotaran el instinto que hay en cada jugador sin depender de nuevos periféricos y ahondando en otras narrativas que no fueran tan lineales, tema que trataré otro día, que nos obligaran a jugar con las tripas mas que con el cerebro.

En definitiva, a pesar de todo lo bueno; que ha sido mucho, y de todo lo malo; que ha sido poco, de la E3 2012 da la sensación que la industria en general da una extraña sensación de agotamiento que provoca cierto vértigo al jugador. Para acabar me pregunto: si Nintendo, Sony y Microsoft tienen eventos propios, ¿no deberían las desarrolladoras ser las grandes protagonistas de la E3?