Tal día como hoy hace 25 años nació una aventura, una leyenda que aún hoy sigue sin solución: The Legend of Zelda. De la cabeza de Shigeru Miyamoto y con el trabajo de su equipo surgió esta franquicia que ha estado haciendo un equilibrio permanente entre la acción y el rol.

En 1986 salió a la venta en Japón para Famicom (NES en occidente) la primera entrega de “The Legend of Zelda”, que introdujo a personajes que aún hoy en día siguen acompañando a los jugadores: Zelda, Link, Ganondorf, Hyrule, el Triforce… Una y otra vez, el héroe de traje verde, Link tiene que luchar contra diversos enemigos fantásticos para rescatar a su princesa, Zelda, que en alguna ocasión también ha demostrado su capacidad de combate. Link es un tipo seco, de pocas palabras, por eso ha necesitado de la ayuda de diversos elementos para contar su historia: un hada, un barco, un gorro…

Son en total 16 si contamos Oracle of Ages y Oracle of Seasons de Game Boy Color como videojuegos de la historia principal más algunos otros que se han aprovechado de su universo para crear una de las series con más reconocimiento del momento.

En el fondo, son meras excusas para proponer al jugador títulos en los que lo épico solo es una parte que acompaña a sus dos fortalezas: la jugabilidad y la innovación. Nintendo ha utilizado históricamente “The Legend of Zelda” para siempre avanzar en el desarrollo de más videojuegos. Desde la posibilidad de guardar información en la memoria de un cartucho hasta el control total con el brazo, que es lo que se persigue en “The Legend of Zelda: Skyward Sward”, que será lanzado en Wii este año 2011.

El presidente de la compañía, Satoru Iwata, ya dijo en la preparación de este año 2011 que tienen muy en cuenta que se trata de un gran aniversario, pero Nintendo aún no ha dicho cómo van a celebrarlo.

Por el momento están en marcha dos juegos. Por una parte, ese Skyward Sword para Wii llamado a redefinir el sistema de control gracias al Wii MotionPlus. Y por otra la reedición de Ocarina of Time en 3D, un regalo a los fans de toda la vida con gráficos mejorados.